Inicio Madrid Sanidad Fin de semana de confinamiento en Madrid por el coronavirus

Fin de semana de confinamiento en Madrid por el coronavirus

989
0
plaza mayor coronavirus
Fotos: V.D.A. El Mirador de Madrid
Recibe nuestro boletín de noticias

La crisis provocada por el coronavirus obliga a los vecinos de Madrid a permanecer en sus casas

Tras el aumento de infectados y muertes por el coronavirus (consulta aquí los datos actualizados), el gobierno de España decretó el estado de alarma el pasado sábado, 14 de marzo. Eso ha conllevado una serie de medidas extraordinarias, como la obligatoriedad de permanecer en el domicilio y no salir excepto en casos de estricta necesidad. El primer fin de semana de aislamiento y confinamiento ha transcurrido en Madrid dejando calles vacías y mucha comunicación virtual.

Puerta del Sol coronavirus madrid
Fotos: V.D.A. El Mirador de Madrid

Bando del alcalde de Madrid, José Luis Martínez Almeida ante la crisis del coronavirus

El centro de la capital se ha visto excepcionalmente vacío. Lugares muy frecuentados como la Puerta del Sol, la Plaza Mayor, el Paseo del Prado, Cibeles, la Puerta de Alcalá o el Retiro presentaban una imagen nunca vista, sin aglomeraciones y con todos los comercios cerrados, a excepción de alguno de alimentación y quioscos.

Policía, paseantes y algún turista en el primer fin de semana de confinamiento por el coronavirus en Madrid

Pese a la prohibición de salir a pasear o permanecer en las vías públicas, todavía se ha podido ver en estos lugares céntricos algún vecino que ha salido a comprar alimentos, otros que acudían a la farmacia y varios que paseaban a sus perros.

No han faltado furgones de policía y agentes vigilando las calles y dirigiéndose a algunos ciudadanos para preguntarles por su destino. Ciclistas y corredores han recibido órdenes de regresar a sus domicilios y varios viandantes se ha visto obligados a mostrar sus DNI. Por contra, algunas estaciones de BiciMad se mostraban casi vacías, lo que indica que en el centro ha habido no pocos desplazamientos en las bicicletas públicas.

Otros testigos de las calles vacías este fin de semana han sido periodistas que se han acercado al centro de Madrid para dar testimonio de este momento histórico y personas sin techo durmiendo en la calle o charlando entre ellos sin prestar atención a las medidas de seguridad. También han seguido circulando unos cuantos repartidores de comida a domicilio en bicicleta.

En la plaza de Oriente, una pareja de turistas intentaba disfrutar el domingo de este histórico lugar, vacío ahora, una imagen que difícilmente se volverá a repetir. «Llegamos el viernes y nos vamos el lunes», relataban, «es una pena porque no hemos podido visitar nada, estaba todo cerrado». Pero se marchan a su país, Reino Unido, «contentos» de lo que han visto de Madrid y, por supuesto, con la esperanza de no llevarse consigo el virus.

«A Europa le hacía falta un susto», pintada en un quiosco en relación al coronavirus

Una tienda de souvenirs cerrada exhibe el mismo deseo: «El único recuerdo que no queremos que te lleves de Madrid…». Lo anuncian con un simpático cartel para los visitantes que no podrán entrar a comprar nada estos días.

Algún que otro escrito en relación al coronavirus adorna las calles, no todos positivos. «A Europa le hacía falta un susto», se puede leer sobre una caseta junto a un parque infantil balizado.

pintada coronavirus plaza oriente
Fotos: V.D.A. El Mirador de Madrid

Otros paseantes se lo han tomado con más calma y han decidido sentarse al sol y disfrutar de la inusual tranquilidad en un lugar lleno de bullicio.

plaza oriente coronavirus
Fotos: V.D.A. El Mirador de Madrid

Pero muchos son conscientes de que a partir del lunes la situación va a ser mucho más estricta y se sancionarán estas actitudes que pueden poner en peligro la detención del coronavirus. Las multas oscilarán entre 100 y 30.000 €.

Así lo comenta, por ejemplo, un grupo de unos seis hombres, con acento extranjero, que pasean frente al Palacio Real y que no mantienen entre ellos la distancia de seguridad de un metro como mínimo.

En la noche, ovación a los sanitarios por su lucha contra el coronavirus

Los millones de madrileños que sí han permanecido este fin de semana confinados en sus hogares han hecho más uso que nunca de las redes sociales y la comunicación por WhatsApp. Mensajes, vídeos, chistes, memes… no han dejado de circular.

Y gracias a esa comunicación grupal y virtual, a las 22 horas del sábado casi todos sabían que tenían una cita en sus ventanas y balcones para ovacionar a los sanitarios en agradecimiento a su intenso trabajo estos días en la lucha contra el coronavirus. Incluso la propia presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, hacía lo propio desde el balcón de la Real Casa de Correos.

coronavirus díaz ayuso aplausos sanitarios
Fotos: Comunidad de Madrid

Prácticamente todos los barrios de Madrid vibraron con los aplausos hacia el colectivo y segundos más tarde los vídeos ya circulaban por las redes y los móviles. A raíz del éxito, se decidió repetir la iniciativa el domingo, esta vez un poco antes, «para que los niños puedan participar», según la comunicación que se transmitió por WhatsApp.

Las peluquerías, en pie de guerra

Otra de las comunicaciones más viralizadas este fin de semana ha sido la del colectivo de peluquerías. En protesta por la decisión del gobierno de no incluir estos establecimientos entre los que debían cerrar al público, iniciaron una fuerte protesta.

«Mañana 15 de marzo a las 20 horas haremos una cacerolada desde las ventanas para el gremio de peluquería, ya que se tienen que exponer a menos de un metro con clientes que entran y están en contacto físico. Su IVA es un artículo de lujo, al 21%, y ahora resulta que es algo de necesidad y para eso sí te dejan salir de tu aislamiento de 15 días. Ayudadnos al sector», es uno de los mensajes que se difundió.

cierre comercios coronavirus madrid
Fotos: Comunidad de Madrid

Incluso se llegó a activar una recogida de firmas a través de Change.org. El revuelo causado y las protestas llevaron a última hora del día a la presidenta regional a anunciar que cerrarían todas las de Madrid a partir del lunes.

Poco después, el propio gobierno de Pedro Sánchez corrigió su anterior decisión para decretar que las peluquerías cerraban en toda España. Con un matiz: «este servicio se mantendrá a domicilio para garantizar la atención e higiene de las personas más vulnerables, razón por la que se incluyó en el Real Decreto».

Polémicas y protestas aparte, las horas de este primer fin de semana de confinamiento en Madrid han transcurrido en los hogares con nuevas iniciativas, la mayoría virtuales: juegos on line de mus o bingo entre amigos o vecinos, bailes, música en directo a través de Instagram, visitas a museos en plataformas de internet y mucha televisión.

Si te ha gustado este artículo, déjanos un comentario. También puedes regalarnos tu Me gusta en nuestro Facebook y seguirnos en Twitter.


Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.