Inicio Deportes Vecinos denuncian defectos en el nuevo polideportivo José María Cagigal

Vecinos denuncian defectos en el nuevo polideportivo José María Cagigal

227
0
Polideportivo José María Cagigal, noticias hoy madrid

El nuevo polideportivo José María Cagigal se inauguró el verano del año pasado

Para los vecinos del barrio Casa de Campo, la reapertura del polideportivo José María Cagigal, tras permanecer cuatro años en obras, puede resumirse en una palabra: decepcionante. A día de hoy, las instalaciones evidencian múltiples defectos, tanto en su mismo diseño como en los servicios prestados, que están afectando negativamente la experiencia de los usuarios.

La construcción del centro deportivo corrió a cargo de la empresa Ferrovial, en coordinación con el Ayuntamiento de Madrid. El presupuesto destinado fue de 16,7 millones de euros. La inauguración se produjo el verano del año pasado, de manera sorpresiva y «con grandes deficiencias», según explica Alberto Sánchez, portavoz de la Asociación de Vecinos Manzanares-Casa de Campo.

Entrada polideportivo José María Cagigal

La inauguración de la piscina se anunció con un cartel en la entrada

Originalmente, la reapertura iba a darse en septiembre de 2019, pero el calendario no cumplió. Después, se dijo que la nueva fecha era enero de 2020; sin embargo, el día llegó y las puertas del José María Cagigal permanecían cerradas. Llegados a este punto, señala Alberto, «cuando el Ayuntamiento vio que los plazos que daba no se cumplían, pasó directamente a no dar plazos».

La inauguración tuvo lugar finalmente en julio de 2020. Esta, no obstante, se llevó a cabo tan solo de manera parcial. La parte que entonces se habilitó corresponde a la piscina al aire libre. Al respecto, Alberto critica la poca información oficial que hubo sobre la inauguración de la piscina. El único medio fue «un cartel que se colocó en la entrada del polideportivo», de modo que los vecinos tuvieron que avisarse unos a otros.

Piscina exterior polideportivo
Piscina exterior del polideportivo José María Cagigal.

La piscina exterior ya no cuenta con zonas verdes

El diseño de la piscina exterior ha sido otra fuente de polémica. En comparación con el estado previo a la remodelación, el portavoz de la asociación vecinal denuncia que «se ha sustituido toda la zona de césped, arbusto y árboles por cemento y césped artificial». Como resultado, la piscina carece de área sombreada, transformándose en un lugar menos amable para estar.

Frente a esta situación, la Asociación de Vecinos Manzanares-Casa de Campo propuso a la Junta Municipal una intervención, que fue prontamente rechazada. La misma sugerencia la han vuelto a registrar hace poco, pero esta vez en forma de un proyecto dentro de los presupuestos participativos del Ayuntamiento de Madrid.

Ya podéis uniros a nuestro nuevo canal de Telegram y a nuestro grupo de Whatsapp, para recibir en el momento las noticias que publicamos cada día. ¡Únete pinchando en los enlaces!

Los vestuarios del polideportivo José María Cagigal son más pequeños que el del anterior edificio 

Los problemas detectados en el polideportivo José María Cagigal no se reducen únicamente a la zona exterior. En el interior del mismo hay espacios que aún no se han puesto en marcha. «Falta inaugurar un auditorio, varias salas multiusos, el salón de actos, el pabellón…», denuncia Alberto.

Obras José María Cagigal

Y de las zonas que sí se han habilitado, como los vestuarios, el acabado no ha sido el esperado. Antes de la reforma, ocupaban casi una planta entera del edificio. Ahora, esta se reduce a un pequeño espacio compuesto por 4 duchas, 2 lavabos y 15 taquillas. Con estas condiciones, protestan los vecinos, es imposible dar un servicio adecuado a los usuarios.

El Ayuntamiento de Madrid todavía no ha establecido comunicación con los vecinos

Menos aún cuando el objetivo parece ser extraer la mayor rentabilidad a las instalaciones. Para los vecinos, esta idea aparece reflejada en la decisión de reducir el tiempo por sesión de las actividades que ofrece el centro deportivo. Así pues, al querer maximizar el número de usuarios —alternándolos, para ello, con mayor frecuencia—, se está perjudicando la calidad del servicio.

Otras deficiencias halladas en el nuevo polideportivo tienen que ver con el estado de la caldera, que estuvo estropeada durante semanas, dejando la piscina demasiado fría para ser usada. El suelo de las duchas no desagua, por lo que en todo momento está encharcada. Y también se ha eliminado el sauna, lo que conlleva la pérdida de un servicio de salud importante para el barrio.

Polideportivo José María Cagigal exterior

Estos y otros defectos han motivado la conclusión de Alberto de calificar la reapertura como «una completa chapuza». Hasta ahora, el Ayuntamiento de Madrid no se ha comunicado con la Asociación de Vecinos Manzanares-Casa de Campo para proponerles una solución. El único enlace oficial que a día de hoy mantienen es con la Junta Municipal.

El anterior edificio se derribó por problemas en su estructura

Las obras del José María Cagigal, en un principio, iban a limitarse a una serie de reformas del anterior edificio. Era el año 2016, con Manuela Carmena al frente del Consistorio madrileño, cuando se cerraron las instalaciones con el fin de subsanar las filtraciones de agua que estaban deteriorando los cimientos del edificio.

Meses después de haberse iniciado las reformas, se confirmó que los daños eran mucho mayores de los inicialmente diagnosticados. «El primer estudio del edificio no se hizo bien», explica Alberto. Entonces no se detectó que los daños alcanzaban a la estructura misma del edificio, por lo que «tuvieron que derribarlo y construir uno nuevo». Esta ha sido una de las razones por la que la obra ha tardado tanto tiempo en terminarse.

Piscina interior centro deportivo

Vecinos piden una solución de urgencia para el polideportivo José María Cagigal

Los cuatro largos años que los vecinos estuvieron sin su centro deportivo debió haberse traducido en unas instalaciones de primer nivel, y no en las obras deficientes que finalmente les fueron entregado. En este sentido, exigen que se investiguen las actuaciones para determinar las responsabilidades políticas y empresariales; de Ferrovial como empresa adjudicataria y del Ayuntamiento por la gestión

A corto plazo, demandan una solución de urgencia para las carencias que hoy por hoy siguen afectando la experiencia de los usuarios del polideportivo. Lo último que desean es tener esperar otros cuatro años por un servicio público básico que le corresponde por derecho a cada barrio.

Si te ha gustado este artículo, déjanos un comentario. También puedes regalarnos tu Me gusta en nuestro Facebook y seguirnos en Twitter.



Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.