Adiós a manos y labios resecos

Aceite y azúcar para las manos, miel y papaya para los labios

Aunque la primavera ya está aquí, seguimos sufriendo los cambios del tiempo, y nuestra piel, el frío y el viento. Con la llegada del calor, nuestras manos son víctimas de daños colaterales como la sequedad. No solo nuestras manos, sino también los labios son otra parte de nuestro cuerpo que sufre, y a los que tienen las pieles más sensibles, o secas de por sí, les hacen pasar un mal rato.

Hoy traemos algunas soluciones y remedios caseros para combatir esa sequedad mientras esperamos al buen tiempo que, aunque se está haciendo de rogar, no va a tardar mucho en llegar.

Manos. Foto: Cortesía Ana Mora

Foto: Cortesía Ana Mora

1. Un poco de aceite y azúcar: no son para hacernos unas tostadas sino para exfoliar naturalmente nuestras manos.

En un cuenco echamos media cucharada de aceite y empezamos a agregar azúcar hasta que la mezcla sea pastosa. Si sigue líquida, le echamos más aceite. Antes de aplicarla en las manos, es recomendable ponernos nuestra crema hidratante de siempre. Después, masajeamos con la pasta de aceite y azúcar durante un mínimo de diez minutos, aclaramos y volvemos a cuidar nuestras manos con la crema hidratante de siempre.

2. ¿No tienes crema hidratante? Así se hace una totalmente natural: dos cucharadas de miel, una cucharada y media de aceite de oliva, dos cucharadas de leche y una patata. Estos son los ingredientes para hacer una crema hidratante totalmente natural y sin productos de laboratorio. Cocinamos la patata, la troceamos y la machacamos. A continuación agregamos la leche, la miel y el aceite y mezclamos bien todo. Se quedará una pasta que valdrá para hidratarnos las manos al menos 3 veces por semana.

Labios sanos

Labios hidratados

Haz caso a tus labios, no dejes que estén mucho tiempo secos. Esto es muy importante porque la piel de los labios no produce aceites naturales para protegerse el frío o del calor. Si los exponemos a esos factores climáticos de forma extrema, se formarán grietas en los labios que ni son agradables ni cómodas. Tres ingredientes que salvarán a tus labios en el último minuto: miel, aceite de germen de trigo y papaya.

1. La miel es buena para nuestro cuerpo y podemos aplicarla de diversas maneras para conseguir nuestro propio beneficio. Y una de ellas es echándonos un poquito en los labios. La dermis de esta zona no tendrá que sufrir la sequedad y agrietamiento de los que hablábamos anteriormente y además prevendrá el herpes.
2. El aceite de germen de trigo tiene vitamina E que previene la pérdida de humedad. Ayuda a la propia piel a protegerse de los daños externos, pero también repara cualquier daño ya hecho.
3. Otra pieza rica en vitamina E es la papaya que una vez cortada y aplastada se convierte en una crema exfoliante para suavizar nuestros labios, evitar que se resequen o actuar sobre las grietas ya hechas y eliminarlas. Sin embargo, tenemos que combinar la papaya con agua, quitándonos la pasta después de haberla aplicado con agua fría.

Con estos pequeños trucos caseros podremos combatir lo que queda de invierno y recibir al sol y la primavera con una piel cuidada y perfecta.

Si te ha gustado este artículo, déjanos un comentario. También puedes regalarnos tu Me gusta en nuestro Facebook y seguirnos en Twitter.



Recibe nuestro boletín de noticias
1comentarios
  • Angela
    Publicado a las 19:50h, 04 marzo

    Me encantan los trucos de Marta Toribio. Los hago y los sigo todos.
    Gracias

Post A Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Usamos cookies para brindarle la mejor experiencia en línea. Al aceptar que acepta el uso de cookies de acuerdo con nuestra política de cookies.