Inicio Coronavirus Formación semipresencial en los institutos: la difícil novedad de este curso

Formación semipresencial en los institutos: la difícil novedad de este curso

635
0
institutos madrid
Foto: El Mirador de Madrid
Recibe nuestro boletín de noticias

Los alumnos se quejan de no poder acceder a las clases online en muchos institutos

Hace casi dos semanas los alumnos de 3ºy 4º de la ESO y Bachillerato comenzaron el curso, después de que en marzo tuvieran que ser cerrados los centros educativos por el coronavirus. Como medida preventiva, las clases son semipresenciales para estos estudiantes (parte de las asignaturas se dan de forma presencial en los institutos y la otra parte, online desde casa). Esta es una de las mayores novedades del curso 2020-2021.

Para ello, cada clase se ha dividido en varios grupos, generalmente en dos, de tal forma que en cada aula los alumnos puedan mantener la distancia de seguridad entre ellos. A partir de esa división, los institutos pueden escoger cómo organizar la semipresencialidad.

Por lo general, se están aplicando dos modelos: por días alternos o por horas. En el primer caso, un grupo va lunes, miércoles y viernes la primera semana, y el otro, martes y jueves; y la siguiente semana, al revés. Respecto a la segunda opción, los estudiantes acuden todos los días al centro, pero cada grupo en una franja horaria: por ejemplo, un grupo de 8 a 11 h, y el otro, de 11 h a 15 h, con rotación de turnos semanal.

institutos madrid
Foto: El Mirador de Madrid

Incorporación de cámaras en las aulas para las clases ‘online’

En ambas opciones, la formación que no reciben de forma presencial en los institutos lo hacen -o deberían hacer- a través de clases online. Es decir, a través de unas cámaras instaladas en las aulas, los alumnos siguen al profesor desde casa. Y ahí es donde surge el problema. Los centros han tenido que adaptarse a la nueva situación durante estos meses, pero en la mayoría de los casos las cámaras no están incorporadas en las clases.

Los espacios se han redistribuido para garantizar la distancia de seguridad y se están aplicando otras medidas sanitarias, pero la semipresencialidad es de momento muy escasa en la mayoría de los centros, sobre todo en los públicos. Algunos van más avanzados, pero otros todavía tienen carencias; en general se va a necesitar tiempo para conseguir una adaptación completa.

Desde los institutos públicos señalan a la Consejería de Educación como responsable por la falta de material, igual que de la falta de profesores en algunos casos. La respuesta desde la Comunidad de Madrid es que «las cámaras se están adquiriendo», pero que en todo caso «se trata de un complemento excepcional que se decidió dar a los centros para responder a las necesidades por la evolución de la Covid-19».

recurso clases online
Foto: Comunidad de Madrid

Añaden desde la Consejería que «los colegios e institutos ya disponen de otros dispositivos con los que pueden trabajar hasta que lleguen estas 6.100 cámaras extras». Algunos, aseguran, ya lo están haciendo «a través de otras cámaras móviles que ya habían sido adquiridas antes, pizarras digitales o webcams de los ordenadores».

En todo caso, la semipresencialidad es algo obligatorio: «los centros tienen que garantizar entre 1/3 y 1/2 del horario presencial y que el resto de las clases se impartan ‘online’, cada centro con su autonomía propia para garantizar las actividades docentes como consideren conveniente para impartir el currículo». Y los profesores, al menos la mayoría, también lo tienen claro. «Esto no es opcional», nos asegura un maestro desde Leganés.

Primera semana de curso sin clases ‘online’ 

Sin embargo, de momento ya han surgido protestas entre los padres por la carencia de formación semipresencial.

«Mi hijo va a empezar 1º de Bachillerato en un Instituto público en uno de los municipios de la Comunidad de Madrid, y cuál es mi sorpresa cuando el primer día de asistencia al Instituto, me cuenta que solo van a dar el 50% de las clases que serán las presenciales, y ante mi asombro, le pregunto por el otro 50%, pensando que lo iban a dar de forma online en casa (semipresencial) y me dice que ¡¡no va a haber clases online!!». Es la queja de una madre en la plataforma change.org que está recopilando firmas para hacerla llegar a la Consejería y al Ministerio de Educación.

instituto madrid formación semipresencial
Foto: El Mirador de Madrid

En otros casos, comenta un padre de otro instituto de Madrid, «los días de clases ‘online’ les ponen alguna tarea, pero para nada se cubre el horario lectivo que tienen que tener esa jornada, y por supuesto, las cámaras brillan por su ausencia». Es una opinión que comparte otra madre, que añade que a su hija, además, «le faltan aún profesores de asignaturas fundamentales».

En otros centros públicos de la Comunidad de Madrid, sin embargo, la semipresencialidad está en marcha. «Se imparte el horario completo«, confirma el mismo profesor de Leganés en cuyo instituto las cámaras ya están colocadas en todas las aulas y funcionan con normalidad.

Pese a ello reconoce que alumnado, familias y personal docente todavía se encuentran en el proceso de adaptación a la nueva situación. «Algunos han tardado algo más en tener acceso a la plataforma que utilizamos para impartir las clases, pero en menos de una semana las clases ‘online’ ya se desarrollarán con total normalidad», asegura.

institutos madrid

Desde la Consejería de Educación no tienen «constancia de que los centros no estén impartiendo las clases» y confían «plenamente en que están desarrollando su trabajo de la mejor manera posible». Pero la realidad es que en muchos de los institutos, mientras esta nueva formación semipresencial llega, los alumnos no reciben las clases online que deberían.

Preocupación entre los padres por la formación semipresencial

La preocupación de los padres por esta nueva formación semipresencial es mayor al tener en cuenta que «están en una edad complicada, a la primera de cambio se relajan y si no tienen las rutinas necesarias, van a perder el curso, como ya pasó con el último trimestre del año pasado». 

Algunos se muestran directamente en contra de las clases online en los institutos. «Tener a un chaval de esta edad delante de una pantalla durante siete horas no es lógico. No lo van a aguantar. Mejor que hagan tareas y trabajos», apuntan unos padres de dos alumnos de Bachillerato.

Asimismo, hay diferentes opiniones entre el reparto de la semipresencialidad por días o por horas. «Mejor que vayan al instituto todos los días aunque sea unas horas», dicen unos; «eso les corta el ritmo de estudio», opinan los que prefieren días alternos.

institutos madrid
Foto: El Mirador de Madrid

Por su parte, los alumnos de los distintos institutos se encuentran divididos entre quienes están «encantados» con las clases online y los que creen que es «un rollo». Alberto, un estudiante de Leganés, comenta que: «es algo incómodo para los profesores y para los alumnos porque además no aprendes ni la mitad ‘online’ que presencial, aprendes mucho más acudiendo a clase».

Juan, otro alumno en este caso de un barrio de Madrid capital, piensa que lo positivo es que «ahora en clase somos solo 15«. Por su parte, Miguel dice que «hago lo mismo desde casa que yendo al instituto».

Algunos colegios privados y concertados optan por la completa presencialidad

En el caso de centros privados y concertados, algunos han preferido optar por la presencialidad completa. La directora de uno de ellos asegura que «teníamos la posibilidad de garantizar la presencialidad total y lo íbamos a hacer».

Aún así, si algún alumno se queda aislado por dar positivo en coronavirus o por ser contacto de un contagiado, podrá seguir las clases en casa gracias a las cámaras 360 de las que van a disponer en las aulas.

colegio privado madrid
Foto: El Mirador de Madrid

Esta diferencia en relación a los institutos públicos puede ser motivo de desigualdades entre la formación de unos alumnos y otros, opinan algunos padres.

Los jóvenes ante la vuelta a las aulas

Así y todo, los adolescentes madrileños han regresado a las aulas con ilusión y también con incertidumbre. Son conscientes de que son ahora mismo foco de atención por la posible transmisión del virus al ser muchos de ellos asintomáticos. «Me siento responsable», comenta Manuel, estudiante de 4º ESO, «pero no solo los jóvenes tenemos la culpa. Cada uno tiene que protegerse, pero sin ser exagerados«.

institutos madrid
Foto: El Mirador de Madrid

En cualquier caso, los institutos han marcado unas pautas a seguir en cuanto a medidas de seguridad para evitar contagios. Entre ellas se encuentran el uso obligatorio de la mascarilla y mantener la distancia de seguridad. También se han aplicado restricciones en espacios comunes como el recreo, y los baños permanecen cerrados durante las clases. «Nos dejan salir, pero tenemos que estar solo con los de nuestra clase«, cuenta Antonio, otro alumno.

Los jóvenes aseguran que no tienen «miedo» ante el regreso a las aulas. Es más, muchos estaban deseando volver. «Hacía mazo que no veía a mis compañeros y ya tenía ganas, así que temor ninguno», aseguran.

Por su parte, el consejero de Educación y Juventud de la Comunidad de Madrid, Enrique Ossorio, declaró que en los primeros días de clase el número de incidencias registradas fue «relativamente bajo, las cosas están yendo prudentemente bien, a pesar de la situación tan extraordinaria y difícil que estamos viviendo».

institutos madrid
Foto: El Mirador de Madrid

En total, según la Comunidad de Madrid, se han invertido 370 millones de euros en recursos para el sistema educativo. Entre ellos, se han adquirido 70.000 dispositivos electrónicos y 6.000 cámaras de vídeo.

También se ha reforzado la plataforma tecnológica EducaMadrid. «Tanto esa herramienta como el resto de medios ‘online’ que ofrece la Consejería están funcionando perfectamente», aseguran desde la Comunidad de Madrid, algo con lo que no coinciden algunos maestros. Además, se están contratando a alrededor de 11.000 profesores.

Falta de profesores y recursos, la queja de los sindicatos

Pese a ello, desde algunos sindicatos como Comisiones Obreras señalan que sigue faltando mucho personal, en concreto, 654 profesores en total en la región. También critican que no se han contratado ni siquiera los docentes previstos para los refuerzos educativos: 500 para Educación Primaria y 617 para Secundaria. Tampoco se han cubierto las bajas por enfermedad ocasionadas durante el verano.

En palabras de la secretaria general de Enseñanza de CCOO de Madrid, Isabel Galvín, algunos centros han tenido por ello dificultades para «abrir algunos cursos porque faltan profesores«.

Así las cosas, la vuelta a las aulas sigue rodeada de incertidumbre y problemas sin resolver para este ya de por sí complicado curso 2020-2021.

Si te ha gustado este artículo, déjanos un comentario. También puedes regalarnos tu Me gusta en nuestro Facebook y seguirnos en Twitter.


Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.