Inicio Cultura Caída de visitantes y ventas en la 43ª Feria del Libro Antiguo...

Caída de visitantes y ventas en la 43ª Feria del Libro Antiguo y de Ocasión

Feria del Libro Antiguo en Recoletos

La Asociación de Libreros de Lance protesta por las modificaciones debidas a las obras en el túnel de Recoletos

La 43ª Feria del Libro Antiguo, que se ha celebrado durante 20 días en el Paseo de Recoletos, del 26 de abril al 15 de mayo, cerró con una caída en el número de visitantes y ventas, al contrario de lo que venía sucediendo en anteriores ediciones. La Asociación de Libreros de Lance, organizadora del encuentro, achaca este notable descenso a la decisión de la Junta Municipal del Distrito de Centro de reducir el número de metros de las casetas y dividir la feria en dos.

Feria del Libro Antiguo Recoletos 2019
Caseta de libros en la Feria del Libro Antiguo de Recoletos

El motivo de estos cambios, que implicaban pasar de seis a cinco metros cada puesto y colocarlos a más de 100 metros de la zona próxima a la estación, fue que los técnicos municipales se preparaban para las próximas obras en la Estación de Cercanías de Recoletos, tanto en los túneles como en la superfície.

Según la asociación, «a pesar de los reiterados llamamientos por nuestra parte, los técnicos no facilitaron en ningún momento las fechas de inicio de los trabajos. Hace unos días, la propia Adif anunció que comenzarían el 1 de junio y que se desarrollarían en los túneles y, en ningún caso, en la superficie del Paseo de Recoletos». De este modo, protestan, podrían haber mantenido la feria como otros años puesto que esos trabajos no iban a afectar ni en fecha ni en lugar.

Feria del Libro Antiguo Recoletos 2019

Cita imprescindible de la primeravera madrileña

Francisco Martínez Moncada, presidente de la Asociación de Libreros de Lance, comenta que: «Nos sentimos perjudicados por una actuación poco diligente de los técnicos de la Junta de Distrito Centro que, además, ha encarecido notablemente el montaje». No entiende el «maltrato hacia una feria que lleva celebrándose 43 años ininterrumpidamente».

Se trata de una de las citas imprescindibles de la primavera madrileña, que este año coincidía con «un acuerdo que hemos suscrito con el Ayuntamiento de Madrid para una mayor difusión de la feria». Por eso Martínez Moncada se sorprende ante «esta incompresible actuación del área técnica» y echa en falta «algo más de empatía y sensibilidad hacia el colectivo de libreros de lance».

[box type=»warning» ]Si te ha gustado este artículo, déjanos un comentario. También puedes regalarnos tu Me gusta en nuestro Facebook y seguirnos en Twitter.[/box]



Recibe nuestro boletín de noticias

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.