Inicio Madrid Canceladas todas las funciones del Teatro Nuevo Apolo, precintado por el ayuntamiento

Canceladas todas las funciones del Teatro Nuevo Apolo, precintado por el ayuntamiento

121
0

[lightbox full=»https://elmiradordemadrid.es/wp-content/uploads/2015/06/2015-06-12-Cierre-Teatro-Apolo.jpg»]Teatro Apolo[/lightbox]

 

  • Ayer se produjo el precinto, aunque la dirección tenía la esperanza de que un recurso presentado ante el juez podría reabrir el teatro.
  • Aunque el ruido no molesta a los vecinos, una parte de la normativa acústica municipal no se cumple, y es lo que denuncia una vecina.
  • La obra de Bertín Osborne y Paco Arévalo, ‘Por Humor al Arte’, y otras programadas para las próximas semanas han sido canceladas.

[dropcaps]D[/dropcaps]espués de varios años de batalla legal a raíz de la denuncia de una vecina, el Teatro Nuevo Apolo de Madrid ha sido finalmente precintado por el ayuntamiento. Aunque la empresa que gestiona la sala, Summum Music, presentó hace dos días un recurso ante el Juzgado para evitarlo, este ha sido finalmente denegado. La programación de las próximas semanas queda pues cancelada.

Esta situación comenzó hace tres años cuando una vecina del inmueble donde se ubica el Teatro Nuevo Apolo tomó la decisión de denunciar al local por exceso de ruido. Según Carlos López, director gerente del teatro, «hablamos con ella, corregimos los fallos, cambiamos equipos para que no vibraran tanto, reecualizamos frecuencias, etc., para evitar esas molestias».

Lo que no pudieron hacer es obra en el inmueble, ya que «el teatro está protegido y no se puede cumplir lo que dice la normativa municipal de 2011». Esta normativa, que se ha convertido en el motivo principal de enfrentamiento entre las dos partes, establece, como explica el gerente que «no solo no se exceda de los 35 decibelios de transmisión, es decir, lo que se mide en ese domicilio en concreto, sino además y aunque no se esté molestando con el ruido, se exige igualmente que el edificio tenga un aislamiento de 80 db, algo incumplible sobre todo en estos edificios antiguos».

«Ni el Nuevo Apolo ni los demás teatros pueden cumplir ese requisito»

El Teatro Nuevo Apolo, «al igual que todos los demás teatros incluidos los municipales no pueden cumplir ese requisito», asegura el gerente, «nosotros llegamos a los 60, y los técnicos nos han dicho que solo se puede llegar a 65 y que para llegar a 80 habría que tirar el edificio y volver a levantarlo«.

A pesar de ello y de que el teatro cuenta con las firmas de todos los vecinos -incluidas las inquilinas de la denunciante, que actualmente vive fuera de Madrid y tiene el piso alquilado-, que aseguran que las representaciones no molestan, la promotora de la denuncia «sigue erre que erre y lo único que quiere es que se cumpla esa parte de la normativa».

Carlos López cuenta: «incluso llegamos a ofrecerles aislarles su piso, pero ella se negó, está obcecada y va contra nosotros, a pesar de dedicarse ella misma a la música; solo quiere que aislemos el teatro, ‘cumplid la normativa’, es lo único que dice».

La función de Bertín Osborne y Paco Arévalo, cancelada

Así las cosas, el teatro ha sido finalmente precintado y a la dirección no le ha quedado otra opción que recurrir a los tribunales. «Presentamos unas medidas cautelarísimas», detalla López, «donde exponíamos que el teatro cumple, que tiene todo en regla y que únicamente es ese artículo de la normativa el que no se puede cumplir». Debido a ese ‘incumplimiento’, el ayuntamiento no les ha concedido la licencia de funcionamiento, lo que al final convierte el problema en una pescadilla que se muerde la cola.

De momento, se ha denegado el recurso, por lo que las representaciones programadas quedan suspendidas. De hecho, ayer ya se tuvo que cancelar ‘Por Humor al Arte’, con Bertín Osborne y Paco Arévalo, y también se ha quedado interrumpido el espectáculo del ilusionista Anthony Blake. «La semana que viene estrenábamos otras dos funciones y en junio tenían que venir varias escuelas de baile a representar sus espectáculos de fin de curso. Son tres escuelas y 1000 niños por cada una, los que se se van a quedar sin función», concluye Carlos López.

Recibe nuestro boletín de noticias

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.