Peonzas

Campeones del mundo de peonza fomentan el juego entre niños madrileños

Torneos gratuitos en los parques de Madrid

Vienen desde México, son campeones del mundo de peonza y hacen auténticas maravillas con ella. El ‘boomerang’, el ‘ascensor’ o ‘el dormilón’… son algunos de sus trucos. Los pequeños se apasionan de nuevo con este juego tradicional gracias a esas nuevas ‘acrobacias’. Y lo han conseguido estos expertos que, de la mano de la empresa Trompos Cometa, organizan campeonatos y exhibiciones en parques de la ciudad y la región.

Las citas son los viernes por la tarde de los meses de octubre y noviembre, aprovechando el buen tiempo que aún reina en Madrid. Los profesionales de este juego consiguen atraer a los pequeños hasta el parque de su barrio con sus peonzas. Y así ahuyentan aunque sea por un rato la tentación de sentarse delante de la televisión, coger la tablet o jugar con la consola. En un momento en el que los chavales se mueven más por las nuevas tecnologías que por los antiguos juegos en la calle, no es baladí la función de estos expertos de la peonza.

Organizan torneos en muchos barrios de Madrid

Se les puede ver en parques de Aluche, Barrio del Pilar, Canillejas, Carabanchel, Ciudad Lineal, Hortaleza, La Elipa, las Rosas, Mirasierra, Montecarmelo, Moratalaz, Nuevos Ministerios, Pueblo Nuevo, Orcasitas, Tetuán, Usera, Vallecas, Ventas o Villaverde. Y en centros comerciales de localidades cercanas como Alcalá de Henares, Arroyomolinos, Pozuelo de Alarcón, etcétera.

“Se realizan campañas desde abril a junio en muchas ciudades de España y del mundo, y de septiembre a noviembre estamos por toda la Comunidad de Madrid y provincias aledañas”, cuenta Humberto Hernández Alvarado, gerente de Trompos Cometa. Varios de los campeones del mundo se distribuyen por los barrios, en parques donde la afluencia de niños es grande y donde hay tiendas cercanas en las que se venden las decenas de variedades de peonza.
Campeones del mundo de peonza fomentan el juego entre niños madrileños.Se anuncia a través de un cartel en la tienda: “Concurso, a las 17h. en el parque. Acude con una peonza Cometa”. A esa hora, los niños congregados participan de forma gratuita en un concurso de habilidad, no sin antes aprender algunos de los trucos del campeón. Y los premios no son cualquier cosa: “hemos llegado a entregar tablets, un coche, motonetas e incluso un viaje a México con todos los gastos pagados para el participante y sus padres”, detalla Humberto. Eso en el caso de ganar las competiciones especiales.

Llamativos regalos

Pero en los pequeños torneos en el parque, los niños que consiguen mantener su peonza en pie durante más tiempo también se llevan ya algún interesante regalo: peonzas exclusivas que no venden en las tiendas, un balón de fútbol, una camiseta, etc.

“Esta es una de las motivaciones que los anima a participar, pero desde luego también la interacción, lo ven como un juego, como una competición, como la posibilidad de hacerlo mejor, imitando al campeón”, explica el gerente mexicano. Y añade que “en Madrid tenemos un seguimiento excelente, es una de las ciudades más activas que visitamos, donde los niños demuestran una gran habilidad y destreza en el juego”.

Cartel torneo de peonzas 2016 Madrid

Competiciones especiales de peonzas

Y además de esos torneos, los chicos tienen la opción de participar en competiciones especiales que se celebran puntualmente en centros comerciales. No hace falta que hayan ganado ninguno de los otros. Simplemente que acudan con su peonza.

Hungría, Eslovaquia, Alemania, Gran Bretaña, Holanda, Francia, Italia y Estados Unidos son otros de los países que recorren. No veo tanta diferencia entre la afición que puede haber en México a la que hay en Madrid: la inquietud que tiene un niño por divertirse y que otros vean lo que puede hacer hoy en día con un Trompo, es algo muy espectacular y a todos les llama mucho la atención”, continúa el gerente.

Una campaña de varias semanas

Antes de iniciar la campaña, la empresa prepara a los campeones del mundo en México para llevar su espectáculo con la peonza por las ciudades de Europa y Estados Unidos. Así motivan a los más pequeños en este juego de toda la vida, que parecía ir desapareciendo.

Los campeones enseñan sus trucos a los asistentes.

“La mayoría de los campeones”, relata Humberto, “empezaron como concursantes y después como aficionados; más tarde demuestran su habilidad y destreza desempeñando un trabajo dentro de la empresa, y después acaban siendo campeones practicando y haciendo las exhibiciones y torneos de Trompos Cometa en México”.

Y así nos traen su arte con la peonza a países menos arraigados a ese juego, como el nuestro. Pero con estas iniciativas es indudable que han conseguido despertar de nuevo el interés entre los más pequeños. Y la muestra de ello es la colección de peonzas que tienen, a cual más perfeccionada, cada una de ellas para mejorar un poco más alguno de los trucos aprendidos.

Si te ha gustado este artículo, déjanos un comentario. También puedes regalarnos tu Me gusta en nuestro Facebook o retuitearnos.

Recibe nuestro boletín de noticias
Sin Comentarios

Post A Comment