Precauciones para el baño

Consejos para evitar ahogamientos en las vacaciones

 

Consejos para evitar ahogamientos en las vacaciones.

 

  • Es muy importante que los adultos vigilen a los menores en todo momento.

  • En las playas, siempre hay que respetar las banderas y las indicaciones de los socorristas.

  • En 2013 fallecieron en España 471 personas a consecuencia de un ahogamiento ocurrido en un entorno acuático.

Las vacaciones son tiempo en que grandes y pequeños disfrutamos metidos en el agua, ya sea en la playa, la piscina, río o pantano. Pero también es tiempo de extremar las precauciones para que no ocurra ningún susto o contratiempo. Para ello, hay que cumplir una serie de recomendaciones básicas, como recomienda el Ministerio de Sanidad.

En la piscina, hay que asegurarse de que cuenta con las adecuadas medidas de seguridad, como la presencia de un socorrista o cercado perimetral, para que los niños pequeños no puedan acceder libremente. La vigilancia de los menores es responsabilidad de sus padres, mientras que la del socorrista es el salvamento acuático cuando sea necesario. Los menores tienen que estar vigilados en todo momento, tanto en el agua como jugando cerca de ella. Esta responsabilidad no debe delegarse en un niño más mayor.

En caso de encontrarse en el mar, si no se sabe nadar bien, se recomienda utilizar un chaleco salvavidas para bañarse o practicar un deporte acuático; los flotadores hinchables no son recomendables. Siempre hay que respetar el significado de las banderas y las indicaciones de los socorristas. Si el bañista se encuentra cansado o tiene dificultad para volver, debe nadar de espaldas moviendo solamente las piernas hasta llegar cerca de la orilla. Entre las recomendaciones se encuentra entrar en el agua siempre acompañado, sobre todo si es una persona mayor o padece algún problema de salud.

Otros de los peligros añadidos al bañarse es el consumo de alcohol antes del baño. Este disminuye la capacidad de reacción ante un peligro y puede propiciar conductas que pondrían en riesgo la salud. Es muy arriesgado bañarse por la noche, porque si ocurriera algo, nadie se percataría; y también lo es tirarse de cabeza desde una gran altura, en lugares de poca profundidad o sin conocer si existe algún obstáculo en el fondo.

Guía ‘Disfruta del agua y evita los riesgos’ para los niños

Todas estas recomendaciones deben ser conocidas también por los niños. Para ello cuentan con una guía tipo cómic editada por el Ministerio de Sanidad Servicios Sociales e Igualdad con el objetivo de advertir de los riesgos de sufrir lesiones en los entornos acuáticos y recomendar las conductas de seguridad para evitarlos. Todo esto se encuentra dentro de la Campaña Estival 2015, en línea con las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud.

471 personas fallecidas por ahogamiento en 2013

De acuerdo con los últimos datos publicados por el Instituto Nacional de Estadística (INE), en el año 2013 fallecieron en España 471 personas por ahogamiento, la mayoría de ellas hombres (385). 37 fallecieron en una piscina (14 de ellos menores de 10 años) y 140 en aguas naturales, de los que 51 eran mayores de 65 años. Estos datos demuestran que las personas mayores se ahogan principalmente en aguas naturales frente a los ahogamientos de niños, que son mayoritariamente en piscinas.

Además de las personas fallecidas, otras 576 se encontraron en situación de riesgo de sufrir un ahogamiento, pero pudieron ser rescatadas con vida y fueron hospitalizadas. De ellas, 205 fueron menores de 19 años y, de estos, 160 fueron niños menores de 10 años.

El Ministerio enviará sus recomendaciones para prevenir ahogamientos y otras lesiones graves durante todo el verano a través de Twitter  (@sanidadgob) y Facebook.

Sin Comentarios

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: